10 errores en tu alimentación que te hacen subir de peso

Si tienes miedo a engordar debes leer este artículo en el cual te enseñaremos los 10 errores en tu alimentación que te hacen subir de peso, frecuentemente cometemos muchos errores en la dieta que nos cuestan varias libras demás en la báscula, al terminar de leer este artículo vas a adquirir mucho conocimiento para conseguir un cuerpo 10.

1. Usar platos grandes

El tamaño estándar del plato de comida se ha incrementado progresivamente durante los últimos mil años, esto según un reporte del International Journal of Obesity publicado en el año 2010. Algunos consejos para evitar esto es: utilizar platos más pequeños para la comida (especialmente para los carbohidratos), los platos más grandes se deberán ocupar para las ensaladas de vegetales, asegúrate de que todavía puedes ver tu plato debajo de los alimentos que vas a consumir.

2. Estar siempre cerca de la comida

En una fiesta, celebración o donde siempre exista la comida, no sigas cometiendo este error, nunca estés tan cerca de la comida pues la ansiedad crece y las ganas por comer esos deliciosos postres o carnes grasosas cada vez es más, por lo que guardar un poco de distancia entre la comida y donde permanezcas puede marcar una gran diferencia.

10-errores-que-te-hacen-subir-de-peso
freedigitalphotos.net

3. ¿Te olvidas de la fibra?

La fibra esta libre de calorías y aumenta el control del apetito, te sentirás más lleno y este nutriente controla el nivel de azúcar en la sangre, todo esto se resume a una mejor función digestiva. Los alimentos más tradicionales como el pan blanco, postres, empanadas, dulces, pasteles contienen muy poca cantidad de fibra. La recomendación principal es que consumas entre 25 a 30 gramos de fibra al día esto lo puedes conseguir gracias a cereales integrales como la avena, pan integral, cebada, frutas y vegetales.

Te recomendamos leer: Fibra en los carbohidratos

4. ¡La mantequilla también engorda!

Recordemos que se puede consumir todo alimento pero los excesos son los que afectan, la mantequilla se encuentra en la mayoría de productos de pastelería, postres, panecillos, galletas y cremas. Incluso cuando la compramos por separado añadimos más mantequilla a los alimentos, este alimento contiene muchas grasas saturadas que en exceso afectan nuestro organismo y podrían engordarnos. ¡Consume con moderación!

5. Añades muchas salsas y aderezos a tus comidas

Salsas, ketchup, mayonesa, salsa holandesa, existen una infinidad de salsas y aderezos que sirven para mejorar el sabor de tu comida, consumirlas con moderación nos ayudará a comer de forma deliciosa y saludable, pero ten cuidado y no caigas en los excesos, debido a su rico contenido en calorías y grasas saturadas estos alimentos pueden engordarte, un buen consejo es preparar salsas caseras donde tu puedas controlar la cantidad de grasas.

6. Añadir mucha cobertura a tus alimentos

Ten cuidado con las coberturas llenas de azúcar en tus alimentos, la crema batida, rellenos para pasteles y todas las cubiertas dulces y cremosas no son la mejor opción para mantenerte con un cuerpo 10. Una buena recomendación es evitar los excesos y utilizas ingredientes naturales.

7. Comer “poco” y comer muchos postres.

No niegues la comida saludable en tu dieta, es preferible consumir una buena porción de vegetales con un pedazo de carne asada que evitar esta comida y llenarse de postres, pasteles, helados y otros alimentos con demasiadas calorías. Existen varias personas que están acostumbradas a comer de esta forma, llenarse de postres. ¡Ten mucho cuidado!

8. “Me como todo o nada”

Empezaste a consumir un paquete en el cual vienen 6 galletas. ¡Un momento! no te lo comas todo, es preferible comer con moderación ya que esto no afectará demasiado a nuestra dieta saludable, no caigas en la tentación de comer todo lo que puedas en ese momento, suele pasar que “caemos” en la trampa de la comida un poco y pensamos que ya todo esta perdido por lo que empezamos a comer más y más, aguarda un momento no lo arruines más, todavía puedes salvar tu dieta consumiendo tan solo un poco de eso que te encanta.

9. Muchas bebidas

Ten cuidado las bebidas pueden contener tantas calorías como los alimentos, jugos artificiales, cócteles, gaseosas, pueden alterar el nivel de azúcar en la sangre y el control del apetito.  La mejor recomendación es consumir agua pura en vez de cualquier bebida llena de calorías, así te mantendrás saludable y cada vez más cerca del cuerpo que deseas.

10. No te preocupes demasiado

El estrés produce en nuestro cuerpo organismo la hormona cortisol, esto conduce a un aumento del apetito y aumento del nivel de grasa corporal, así mismo la masa muscular se reduce. Cuando estas preocupado tienes más ganas de consumir alimentos ricos en calorías como chocolate, pasteles, helados, pizzas, hamburguesas, esto debido a que te consuelan emocionalmente y desencadenan la liberación de productos químicos confortantes en el cerebro, como la serotonina. Así que ten mucho cuidado y desde ahora trata de estar relajado siempre que vayas a comer.